Check-up médico: qué es y razones para realizarlo

Salud

Si bien siempre hay que estar atentas a nuestra salud, al cumplir los 40 años debemos poner mucha más atención y visitar al ginecólogo, cuando menos, una vez al año. 

Y es que, por una parte, aparece la perimenopausia, en la que los niveles de estrógeno descienden y esto acarrea cambios en el organismo; y por otro lado, muchas de las funciones corporales comienzan con un deterioro lento, pero constante.

Por lo tanto, al llegar a los 40 años, se hace necesario y primordial visitar al médico periódicamente, pues los cuidados preventivos permiten hacer un diagnóstico oportuno de algunas enfermedades y, en su caso, comenzar el tratamiento y prevenir un daño mayor.

Para mantener una buena salud, los chequeos médicos de rutina son de vital importancia. Entre los padecimientos que se pueden prevenir gracias a revisiones médicas preventivas se encuentran: infartos, accidentes cerebrovasculares, diabetes, hipercolesterolemia o colesterol alto, trastornos hormonales, alimenticios e incluso algunos tipos de cáncer.

Un chequeo anual completo para mujer y hombre a partir de los 40 años puede incluir los siguientes estudios:

  • Presión arterial
  • Biometría hemática
  • Examen general de orina
  • Coproparasitoscópico
  • Examen de la vista y dentadura
  • Electrocardiograma
  • Densitometría ósea
  • Química sanguínea 
  • Perfil tiroideo
  • Colonoscopía

En el caso de las mujeres, también es necesario que tomemos en cuenta siguientes estudios: 

  • El Papanicolau o citología cervicouterina: consiste en la toma de una muestra de células del cuello del útero, para descartar signos de alguna anomalía. Para ello, el médico introduce en la vagina un instrumento llamado espéculo que le ayudará a ensancharla para ver el cérvix, y con un hisopo, o cepillo especial, se hace un raspado que será la muestra de células que se enviará al laboratorio para su análisis. 
  • Mastografía: estudio de Rayos X que se realiza en un aparato diseñado especialmente para este fin y que a través de imágenes permite explorar el pecho a fondo para encontrar signos de cáncer de mama en sus etapas iniciales, mucho antes de que se pueda sentir con un examen manual.
  • Densitometría ósea: prueba que determina la masa ósea, permite predecir el riesgo que tiene una mujer de padecer de osteoporosis en el futuro y, en tal caso, tomar medidas preventivas
  • Perfil hormonal: examen de sangre que sirve para medir ciertas hormonas (progesterona, hormona folículoestimulante, prolactina y la hormona luteinizante) y determinar distintas afecciones de los ovarios, del ciclo menstrual, o padecimientos de la glándula hipofisaria o pituitaria.

Ante cualquier duda, siempre visita a tu médico especialista.